La segunda criatura

Ya son dos. Y como dicen los segundos se crían solos ¿o no?

A %d blogueros les gusta esto: