Vuelve septiembre y se acaban las vacaciones. Pensé que durante estos días de descanso tendría tiempo para ver los San Fermines, escribir un blog, escuchar música, twittear… pero no ha sido posible. Mi criatura demanda tiempo y atención. Y le he dado todo lo que he podido, que con la reincorporación al trabajo no va a ser lo mismo.

Lo dicho, ya estamos por aquí para bloguear, twittear y lo que sea… o no, según como nos organicemos.

Anuncios